A Orlando le gusta viajar en taxi pero no pagar la carrera, por lo que ahora está detenido en el Complejo de Seguridad Municipal hasta que sea resuelta su situación legal. Fueron elementos del Destacamento Pocitos quienes lograron intervenir a petición del trabajador del volante afectado, quien demandaba la cantidad de 700 pesos por su servicio.
Los hechos se registraron sobre el cruce de la avenida Convención 1914 y calle Guadalupe en el fraccionamiento Moderno, lugar hasta donde acudieron los municipales en apoyo al reporte recibido, en el cual informaban de un sujeto que se negaba a pagar los servicios de taxi utilizado instantes antes, además de que mostraba una actitud violenta. Al llegar, los uniformados escucharon al afectado quien solicitó la detención del acusado.
En consecuencia, Orlando fue esposado y presentado ante el juez calificador en la espera de que conozca su situación jurídica conforme al debido proceso.