De nueva cuenta elementos de la Policía Cibernética en coordinación con preventivos de Cosío, lograron frustrar un intento de extorsión, cuyos delincuentes solicitaban el pago de cien mil pesos, a su víctima un joven de 25 años de edad.
Alrededor de las 19:20 horas de ayer, el número de emergencia 911 recibió una llamada en la que una persona de 25 años de edad, habitante de la comunidad El Salero, Cosío, solicitaba el apoyo de la policía, debido a que había recibido llamadas amenazantes de un sujeto que dijo ser integrante de un grupo delictivo. Por lo anterior, los uniformados se trasladaron al lugar, logrando entrevistarse con el afectado identificado como Óscar, quien detalló a los uniformados que instantes antes, recibió llamadas de un número foráneo, en las que un sujeto le dijo que desde su teléfono celular se habían detectado llamadas en donde reportaban a los integrantes de su grupo.
A pesar de que el afectado negó las acusaciones, el presunto delincuente le ordenó que juntara la cantidad de cien mil pesos y se trasladara a una tienda departamental ubicada en el municipio de Rincón de Romos, en donde la persona encargada del módulo de celulares revisaría su dispositivo, refiriendo una y otra vez que en caso de no seguir las indicaciones acudirían personalmente a su domicilio, de manera que tendría que atenerse a las consecuencias.
Elementos de la Policía Cibernética, de la Policía Estatal y Municipal, le hicieron saber la forma en la que operan estos delincuentes, recomendándole no contestar llamadas de números desconocidos, no efectuar depósito alguno y mantenerse permanentemente en comunicación con sus familiares, de manera que no se efectuó depósito alguno.

¡Participa con tu opinión!