Carlos César Jiménez Ronquillo, Secretario General del Sindicato Nacional de Trabajadores del ISSSTE sección VII, ha instado a las autoridades federales a tomar medidas urgentes para asegurar un acceso equitativo y mejorar la calidad de los servicios de salud para los derechohabientes del ISSSTE en Aguascalientes.
Destacó la escasez de recursos, la cual ha afectado la atención médica. Aunque se han asignado nuevas plazas en áreas críticas como medicina especializada y enfermería, la falta de inversión en el sector de salud sigue siendo un problema persistente. Por ello, espera que el próximo gobierno federal aborde esta cuestión con seriedad y compromiso, dada su importancia para el bienestar de la población.
Jiménez Ronquillo también resaltó la escasez crítica de personal médico y de enfermería en el ISSSTE, estimando que se necesitan al menos 100 profesionales más para satisfacer la creciente demanda. Indicó que el hospital cuenta con solo 89 camas para atender a una población de 189,000 derechohabientes, subrayando así la urgencia de ampliar la infraestructura para evitar el colapso del sistema.
El líder sindical mencionó los esfuerzos en curso para descongestionar el hospital mediante la derivación de pacientes a instalaciones periféricas. Esta medida, junto con otras iniciativas, tiene como objetivo mejorar la calidad y accesibilidad de la atención médica, especialmente en periodos de alta demanda como los días festivos.
En cuanto a los pagos pendientes a trabajadores suplentes, quienes se manifestaron recientemente, Jiménez Ronquillo reconoció que es un tema que ha generado preocupación. Aunque se está trabajando para regularizar la situación, enfatizó la importancia de recopilar datos precisos sobre el número de personas afectadas y las quincenas adeudadas para abordar eficazmente el problema a nivel central.