Una menor de apenas un año de edad sufrió un cuadro de intoxicación, luego de que consumiera de manera inocente una pastilla, por lo que tuvo que ser trasladada de emergencia a recibir atención médica. La intervención de los elementos de la Policía Estatal evitó que lo anterior terminara en tragedia.
Alrededor de las 19:00 horas de ayer, elementos estatales circulaban sobre la carretera 70 federal, casi en el entronque con la carretera estatal 13, en la entrada a la comunidad de Calvillito, cuando observaron que una mujer con un bebé en brazos les hacía señas de manera desesperada. En consecuencia, los oficiales detuvieron su marcha para indagar qué acontecía, logrando conocer, por la mujer identificada como Alejandra, de 33 años de edad, que, al momento de estar realizando labores de limpieza, en determinado momento, observó que su hija presentaba afectaciones en su salud, pues se dio cuenta de que había ingerido medicamento, por lo que solicitaba su apoyo. De esa manera, los uniformados abordaron a la madre y a su bebé en la patrulla para ser trasladadas a las instalaciones del Hospital Tercer Milenio.
De acuerdo con lo que se logró conocer, la salud de la menor va evolucionando favorablemente.

¡Participa con tu opinión!