El responsable de Seguridad en el Trabajo, Prestaciones Económicas y Sociales del IMSS en Aguascalientes, destacó que las guarderías funcionan con estrictos protocolos sanitarios de seguridad, para identificar y filtrar a personas sospechosas de contagio por COVID-19 y proteger a los menores.
Especificó que personal, tutores y menores son valorados a la entrada de las instalaciones y, en caso de sospecha, son aislados y atendidos por un médico.
En caso de confirmarse contagio entre el personal, el área de epidemiología determina el cierre parcial o total de la Estancia Infantil, durante 14 días, para cortar cadenas de contagio. Actualmente, solo una guardería se encuentra cerrada, previa reubicación de los menores, si los padres lo solicitan.
Desde el regreso a la nueva normalidad de las guarderías del IMSS, durante la emergencia sanitaria, ningún menor ha resultado contagiado con el virus, y el personal confirmado, no está asociado al centro laboral.
El filtro sanitario contempla un interrogatorio sobre el estado de salud de las últimas 12 horas, sanitización de calzado, toma de temperatura y aplicación de gel en niños y adultos.
Además, se contemplan accesos restringidos, uso obligatorio de cubrebocas y caretas dentro de las instalaciones, determinación de espacios para la sana distancia en todas las áreas de las estancias y flujos de acceso, así como salida establecida para evitar aglomeraciones y encuentros de frente, entre otras.