Silvia Olvera
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Las interrupciones eléctricas en el norte del País han implicado pérdidas estimadas por 2 mil 700 millones de dólares tan sólo lunes y martes a nivel nacional, de acuerdo con Luis Manuel Hernández, presidente de Index Nacional.

El líder del organismo reveló que ese monto corresponde tan sólo a los cálculos que han realizado para dos días, tanto por empresas que han operado de manera parcial como aquellas que llevaban más de 24 horas complemente detenidas.

El impacto para 800 empresas en el norte y frontera del País es de alrededor de 200 millones de dólares cada hora por salarios, gastos indirectos que deben incurrir como el caso de la logística, costos de operación para la reactivación después de reiniciar.

Durante el evento virtual, Carlos Alberto Valdez, presidente de Index Nuevo León, mencionó que hasta el momento las afectaciones implican 240 millones de dólares que no se han podido exportar.

En el evento estuvieron directores de todos los Index fronterizos, que revelaron diversos impactos, como el que describió Fabiola Luna, presidenta de Index Ciudad Juárez, en el que aseveró que ya empieza a escasear el suministro de gas.

“Las empresas que logran tener electricidad, ahora les están cortando el gas”.

Esa es otra señal de alarma que empiezan a padecer.

La petición en general es tener comunicación clara por parte de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y del Centro Nacional del Control de Energía (Cenace) para al menos programar cortes y con ello la operación de las compañías, las cuales han visto interrumpidos procesos.

Ese impacto se extiende a procesos de importación y exportación detenidos en las aduanas.

La urgencia también la piden para poder mandar un mensaje claro a sus empleados, de cuándo deben acudir a laborar, ya que el mal clima hace más complicada la movilidad porque también se han visto afectados con interrupciones de electricidad y agua.