Olvidados por Dios y las autoridades, se dicen habitantes de la comunidad El Codo, en El Llano. La falta de empleos, servicios públicos, transporte y de apoyos, es la problemática que padecen, según lo relatado por María Inés Navarro Sánchez y Silvia Guerrero Valadez quienes piden la atención de los gobiernos.
En el marco de la entrega de tarjetas del Conafe del programa “Acércate a tu Escuela”, que brinda apoyo económico de 375 pesos mensuales a las familias que tienen hijos estudiando en las comunidades alejadas, la señora María Inés Navarro Sánchez detalló a El Heraldo que en la comunidad El Codo, ubicada a la salida a San Luis Potosí, en el municipio de El Llano, no cuentan con servicio de agua potable, ni drenaje y mucho menos baños.
“Está muy pobre, somos unas 120 personas quienes vivimos en la comunidad. No tenemos agua, hay que acarrear el agua, la luz, yo sí tengo, las demás no tienen muchos beneficios, ni drenaje tampoco, tenemos baño de fosa”.
María Inés Navarro comentó que para transportarse cuentan con una bicicleta, que utilizan para trasladar a su hijo a la escuela que queda a dos kilómetros de la comunidad. “A veces se nos poncha la bicicleta, hay que comprarle la cámara y la llanta, de pronto si algún vecino nos presta una moto, pues en eso nos movemos”.
María Inés Navarro Sánchez es madre de dos hijos de dos y siete años de edad respectivamente. Relató que su esposo es ordeñador y sale de la comunidad para ir a trabajar a otro rancho muy retirado del lugar.
Por su parte, la señora Silvia Guerrero Valadez solicitó a las autoridades estatales y municipales de El Llano el apoyo de empleos y servicios para salir de la pobreza y la marginación en que viven.
“Estamos muy retirados, nos hace falta mucho apoyo. Nadie se para con nosotros, ni el Ayuntamiento ni la autoridad estatal. Que se vayan a asomar para que vean las necesidades que tenemos; necesitamos que haya programas, empleos temporales, eso nos ayudaría mucho a nosotros para nuestros hijos”, concluyó.

¡Participa con tu opinión!