Aunque es esencial tener presente que la unidad de los mexicanos es fundamental para ser más fuertes ante las embestidas de Donald Trump, es necesario aplicar acciones concretas que fijen las bases de la independencia económica, principalmente la diversificación del mercado exportador con lo que se asegure nuevos lugares para el envío de los productos.

Al mismo tiempo debe haber mayor acceso a los países que deseen invertir en México y de esta manera reducir la dependencia con Estados Unidos, que aún cuando ha sido importante para el desarrollo de la nación es el momento del despegue.

De los momentos de crisis se pueden aprovechar las experiencias y una de ellas es tener presente que el país tiene un gran potencial humano y productivo, que hacerlo rendir es el gran reto para que a futuro esté en otras condiciones.

En este sentido, el presidente del Colegio de Economistas de Aguascalientes, Salvador Bermúdez Andrade, resaltó que México está íntimamente ligado a las economías mundiales y es un convencido de la apertura comercial, además es de las naciones que más tratados tiene, por lo que más allá de que EU lleve a la práctica la amenaza de poner barreras comerciales y arancelarias se debe trabajar con otras regiones del planeta.

Las medidas que ha fijado Trump a las empresas estadounidenses para que dejen suelo mexicano y se reubiquen en EU “rompe con el esquema de lo que ha sido la política norteamericana, ellos han sido los promotores de la libertad económica, de la apertura, del mercado abierto”, pero si hoy piensa lo opuesto el único camino que tiene México es buscar otras alternativas.

En la misma sintonía, el secretario de Desarrollo Económico del estado, Alberto Aldape Barrios, consideró que aún cuando en el presente año el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) no sufra cambios, el comercio exterior de Aguascalientes hace suyo el desafío y emprenderá la reorientación exportadora, incursionando en los mercados europeo, australiano, asiático y sudamericano, lo que de inicio hará en los ramos automotriz, agroindustrial y robótica.

El funcionario reconoció que para las empresas locales sí es muy importante el mercado estadounidense, pero es necesario ir un paso adelante y no esperar a que se revise el TLCAN, labor que podría durar hasta un año, no obstante existe la certeza de que México podría quedar protegido por la Organización Mundial de Comercio (OMC) y esto le daría ventaja en cuanto a aranceles.

En caso de que el gobierno del vecino país eleve los impuestos a los vehículos armados en Aguascalientes, que se envían para su venta a EU, consideró que las compañías evalúan hacerlo a otros mercados, como el asiático, que resulta atractivo para ese tipo de unidades.

También está el australiano, que es parte del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP, por sus siglas en inglés) y del cual Trump desligó a Estados Unidos, lo que ha motivado que los demás países busquen preservarlo, o promover convenios bilaterales, al igual que con la región sudamericana.

Lo que se debe hacer, apuntó Aldape Barrios, es la diversificación de los sectores establecidos, mejorar la competitividad de los negocios y establecer una mejor remuneración salarial a los trabajadores, lo que permitirá mejorar las capacidades de compra y por ende el fortalecimiento del mercado interno.

Está claro que México es una nación que tiene la capacidad suficiente para salir adelante y que ningún dique material, económico y político puede frenar su crecimiento, por lo que debe aprovechar los recursos humanos y naturales que posee para surcar otros horizontes.

JUSTICIA LABORAL

Las reformas a la Ley Federal del Trabajo aprobadas el 13 de octubre de 2016 por el Senado de la República, pretende la protección a la contratación colectiva, el derecho a la huelga y a la libertad sindical, lo que para varios estudiosos es un avance muy importante al ser una respuesta a parte de las demandas históricas del movimiento obrero.

En tanto, otros consideran que queda mucho camino por recorrer ya que están tan afianzados los lazos entre las autoridades, el sindicalismo tradicional y los empresarios que no va a ser fácil acabar con las componendas, además que entrará en vigor hasta 2019, ya con otro Presidente de la República, por lo que no se puede asegurar que se respetará puntualmente lo establecido.

De lo positivo que tiene la enmienda está que la justicia laboral, individual y colectiva, ya no dependerá del Presidente ni de los gobernadores y habrá dos tipos de juzgados laborales, los federales que estarán bajo la autoridad del Poder Judicial de la Federación, y el local, en la jurisdicción del Tribunal de Justicia de cada estado.

Al respecto, el magistrado presidente del Supremo Tribunal de Justicia de Aguascalientes, Juan Manuel Ponce Sánchez, consideró que los cambios a la legislación viene a revolucionar el concepto de justicia laboral, toda vez que al desaparecer las juntas de conciliación, los tribunales laborales y sus símiles en el ámbito laboral y pasar todo a dominio del Poder Judicial, permitirá darle un enfoque distinto.

En el caso local destacó que se construirán seis juzgados laborales con una inversión de 50 millones de pesos, con lo que se estará en posibilidades de asumir la responsabilidad de la reforma y con el tiempo suficiente para capacitar a los jueces y a todo el personal que estará en cada uno.

Durante este período de transición se tendrá la infraestructura propia, que viene a suplir lo que tradicionalmente tuvo la Junta de Conciliación y Arbitraje, de trabajar en fincas rentadas, que no siempre obedecían a las necesidades que demandaban el personal y los patrones, obreros y litigantes.

Serán juzgados “que permitirán atender las necesidades de justicia laboral para los próximos 10 años”, señaló el presidente del STJE, para ello se han tenido reuniones con el gobernador Martín Orozco Sandoval, que “se ha mostrado muy sensible e interesado en dotar al Poder Judicial de lo necesario para hacer correctamente nuestro trabajo”.

Aunque en Aguascalientes no hay problemas insalvables en la relación obrero-patronal, es esencial que una vez que entre en vigencia las reformas se vigile de cerca la firma de los contratos colectivos, ya que periódicamente surgen denuncias sobre el desconocimiento que tienen los trabajadores de lo que acuerdan sus líderes con la representación empresarial, o las renuncias forzadas al empleo que promueven los mismos dirigentes y la eliminación absoluta de los contratos de protección que pocos se atreven a denunciar.

TOQUE DE QUEDA

Cada vez que se menciona que en Aguascalientes hay “toque de queda” de inmediato surgen voces para desmentir la especie, asegurando que hay pleno respeto a los derechos de los ciudadanos, sin embargo los hechos demuestran lo contrario. En tres ocasiones se ha podido comprobar los actos violatorios a la ley, dos de ellos en el Jardín de los Palacios y otro a un costado de palacio de gobierno, sobre la calle peatonal de José María Chávez. Policías en bicicleta detienen a jóvenes para interrogarlos de dónde vienen, a dónde van, cuántos años tienen, cuál es su domicilio, qué llevan en la mochila, etc. La mirada amenazante de los uniformados cohíbe a los muchachos, que entre los 14 y 17 años tienen que soportar la vejación de ser cuestionados en presencia de los peatones. Alguien debería informarles a los jefes policíacos que la Constitución General de la República ordena en el Artículo 16: “Nadie puede ser molestado en su persona, familia, domicilio, papeles o posiciones, sino en virtud de mandamiento escrito de la autoridad competente, que funde y motive la causa legal del procedimiento” y el Artículo 1 dispone que todo individuo gozará de las garantías que otorga la Constitución “las cuales no podrán suspenderse ni restringirse”, sino en los casos y con las condiciones que ella misma establece.