Antonio Baranda
Agencia Reforma

VERACRUZ, Veracruz.-Una hora después de que el Presidente Andrés Manuel López Obrador llamó al PRI a definir su postura sobre la reforma eléctrica, un Gobernador de ese partido departía con la Secretaria de Energía, Rocío Nahle.

El priista Alejandro Murat, Mandatario de Oaxaca, desayunaba con la veracruzana en el tradicional café La Parroquia, a dos cuadras del Museo Naval, donde López Obrador afirmó que el tricolor tiene un oportunidad histórica.

Llegaron después de las 9:00 horas y se sentaron a la mesa con el Secretario de Gobierno de Veracruz, Eric Cisneros, y más tarde, por unos minutos, se les unió la Secretaria de Cultura, Alejandra Frausto.

«¿No lo está tratando de convencer (Nahle) para que el PRI apoye esta reforma eléctrica?», se le preguntó al priista, quien estaba a un metro de donde la Secretaria daba una entrevista.

«Miren, al final del día hay que hacer una evaluación abierta en torno a lo que más le conviene al País y nosotros vamos a apoyar esa postura», respondió Murat, quien anoche la asistió a la conmemoración de los 200 años de la Armada.

«Yo estoy abierto a las conversaciones que ha planteado el partido, y pues vamos a ir evaluando, por supuesto que todo lo que le beneficia México vamos a apoyarlo», agregó.

Murat entre sones jarochos

Sin pronunciarse a favor o en contra de la polémica reforma planteada por el Jefe del Ejecutivo federal, el Gobernador afirmó que verá hacia donde se «mueve» su partido y, en función de eso, asumirá un posicionamiento.

«¿En lo personal está a favor o en contra?», se le insistió.

«Estaré analizando la postura. Yo quiero dejar muy claro que como gobernador he sido consistente en señalar de que tenemos que construir un México en unidad, no es un México de un grupo y de otro grupo, el que camina en esa ruta está equivocado», respondió.

Murat aseveró que todas las decisiones en torno al sector deben tomarse en función del beneficio técnico para el País, no de bandos, y que como Mandatario estatal siempre estará convocando al diálogo y a la unidad.

«Y en función a eso se tiene que analizar la reforma, lo que beneficie para consolidar y tener un sistema más sólido, más eficiente y que beneficie a la gente, es lo que debemos de buscar todos», añadió.

«¿Comparte que es un momento histórico para el PRI?», se le planteó.

«Es un momento histórico para México, siempre que se toman decisiones importantes y cuando uno está en este tipo de responsabilidades tiene que asumir las con la responsabilidad que amerita».

Murat además se pronunció por darle a López Obrador una oportunidad de que pueda transmitir cuáles son sus argumentos para plantear la reforma eléctrica, a fin de tomar las mejores decisiones.

‘Yo no me meto en eso’

En tanto, Nahle afirmó que quedan tres años muy fuertes para trabajar en el sector y se dijo «aplicada» en terminar todo el programa energético del Gobierno lopezobradorista.

«Entonces, en eso estamos aplicados», dijo al ser cuestionada sobre sus aspiraciones políticas en el estado de Veracruz, «estamos en lo que es la Secretaría».

«¿Va convencer al Gobernador Murat de que aporten votos para la reforma energética con un (desayuno)?», se le cuestionó.

«No, eso es otra cosa, yo tengo una muy buena amistad con el gobernador Alejandro Murat, y nosotros, yo no me meto en eso, con ellos».

Los políticos posaron juntos para los fotógrafos, escucharon varios sones y se fueron después de desayunar huevos tirados.