El vicario Raúl Sosa Palos resaltó el programa Cadena Solidaria de Alimentos y Medicinas, que se lleva a cabo para promover donativos, pues “es tiempo de unidad, solidaridad y de apoyarnos como miembros de una sola familia; por ello Cáritas y otros organismos han emprendido acciones para apoyar a la población más vulnerable”.

Y sobre las acciones que se llevan a cabo a nivel nacional, en las que participa la Conferencia del Episcopado Mexicano, mediante la Plataforma www.YoQuieroTrabajar.mx, comentó que se busca la reactivación de la economía familiar.

Asimismo, con el nuevo programa de Familias Sin Hambre llamado “Medios de Vida”, se facilita la recuperación del empleo y el autoempleo, a través de la orientación y acompañamiento especializado y la canalización a instituciones de capacitación, bolsas de trabajo y ayuda financiera.

Invitó a todas las personas que se encuentran en búsqueda de empleo o de la reactivación de sus negocios, utilicen estos recursos disponibles que serán de utilidad para enfrentar los retos del momento.

Exhortó a los empresarios a publicar sus vacantes, para que la gente tenga acceso a esas oportunidades.

De igual modo, habló de la angustia que viven a diario muchas familias, por carecer de un trabajo que les permita cubrir las necesidades básicas de sus integrantes.

“Juntos, con la ayuda de Dios, saldremos delante y superaremos cualquier reto que se presente, y para ello es indispensable la solidaridad con el prójimo”.

Esta emergencia sanitaria no sólo demanda medicinas y despensas, por lo que en Cáritas también se recibe ropa y zapatos en buen estado, que habrán de repartirse en zonas del medio rural y urbano, con más necesidades; toallas, sábanas y demás artículos.

La sede de Cáritas está en Emiliano Zapata #202, con teléfono 449 9159294.