Durante la misa dominical por la Festividad de Pentecostés, el Obispo Juan Espinoza Jiménez hizo un llamado a la comunidad para reflexionar y actuar ante la situación política y social del país, especialmente en el contexto de las próximas elecciones. Expresó su preocupación por la polarización y las divisiones que afectan a la nación.
En su homilía en la Catedral Basílica, el prelado subrayó la necesidad de un «Nuevo Pentecostés» que promueva la unidad y el bien común en México. “Necesitamos de ese Espíritu Santo que se derramó en cada discípulo, que iluminó su interior y creó comunidad. Es tiempo de buscar lo que une en lugar de lo que separa”.
El pastor de la diócesis instó a los servidores públicos y a quienes participan en la política a formar una comunidad marcada por el amor, el respeto, la unidad, la justicia y el bien común.
Monseñor Espinoza destacó el papel del Espíritu Santo como el mejor actor de unidad y vida en comunidad. «El Espíritu Santo nos ayudará a ver, y ante la polarización, será el mejor actor de la unidad y de la vida en comunidad», dijo, abogando por un cambio que evite el deterioro social.
Asimismo, el jerarca católico alentó a la comunidad a salir del individualismo y a colaborar en la promoción de la vida, el desarrollo y el bien común, siendo testigos del perdón, la reconciliación y la paz. «Necesitamos cambiar el rumbo, porque de seguir así, el deterioro social será peor», afirmó.
De igual modo, el prelado subrayó la necesidad de liberarse de la indiferencia religiosa y de la apatía hacia las cuestiones espirituales. Destacó la importancia del Espíritu Santo como un agente liberador y unificador. «Contamos con un Espíritu liberador, capaz de darnos vida a todos». La comunidad eclesial y los habitantes de Aguascalientes deben reflexionar sobre las ataduras que les impiden vivir plenamente su fe y llevar el Evangelio a los demás.
Finalmente, el obispo hizo un llamado a dejar de lado los miedos, la mediocridad, las seguridades y las ambiciones que impiden una vida cristiana auténtica y comprometida.