Sin ninguna queja formal por parte de autoridades o de las instituciones de educación superior españolas, más de tres mil estudiantes universitarios de Aguascalientes han participado en el programa de intercambio internacional vigente desde hace quince años, reveló el cónsul honorario de aquel país en esta entidad, Alejandro Muñoz Fernández.
De manera muy satisfactoria, dijo que por cada temporada de intercambio se logra que un promedio de diez a quince jóvenes estudiantes consigan empleo en las empresas que contactaron durante su estancia de estudio en España, lo que resulta un gran logro para esta comunidad aguascalentense en aquel país.
En entrevista con El Heraldo, el cónsul honorario destacó que para la próxima temporada de estudio que empieza el mes de septiembre, partirán de Aguascalientes cuando menos 160 jóvenes que acudirán a clases en diversas universidades españolas, con el enorme beneficio de pagar la colegiatura de su universidad en Aguascalientes.
Para aquellos estudiantes que desean participar en un intercambio estudiantil con España, dijo que cuando menos tres meses antes de pretender partir al Viejo Continente deben acercarse a este Consulado Honorario para solicitar su visa de estudio en España.
Aunque el costo de manutención en España es elevado a razón de la paridad de 22 pesos por Euro, dijo que los estudiantes reducen costos cuando comparten departamentos habitacionales y alimentos, donde también se ha encontrado el interés de ir a estudiar por parte de jóvenes de escasos recursos, donde sus familias hacen un serio esfuerzo para darle un mejor futuro académico a sus hijos.
La visa estudiantil que España concede a los jóvenes mexicanos en intercambio permite que trabajen medio tiempo, donde una gran cantidad logra contactarse con empresas de sus áreas de estudio, gracias a lo comprometidos y responsables que resultan en aquel continente.
Por último, mencionó que nunca una universidad española o bien la autoridad policiaca de aquel país ha llamado al Consulado Honorario de Aguascalientes para reportar a algún joven estudiante por haber incurrido en un hecho delictivo en aquella nación.
De hecho, los rectores de las universidades de Salamanca, Barcelona y la Complutense han solicitado a este Consulado que preferentemente se envíen estudiantes mexicanos y no sólo de intercambio estudiantil, sino también de postgrados y de otras áreas del conocimiento y el arte como el flamenco.