Ante las dificultades económicas que enfrentan los concesionarios de taxi para renovar sus vehículos, la Coordinación General de Movilidad ha mostrado tolerancia, informó Refugio Eudave Ortiz, líder de la Agrupación de Taxistas Revolucionarios de Aguascalientes.
El representante del sector destacó la comprensión y flexibilidad demostrada por las autoridades: «Nos toleran, respetando y permitiendo que los vehículos que debían renovarse este año sigan operando; el señor Ricardo Serrano ha sido muy comprensivo en este aspecto», comentó.
La renovación del parque vehicular es un desafío significativo debido al incremento sustancial en los costos de los vehículos. «Hace cuatro años, en 2020, compramos un Nissan March por 170,000 pesos. Ahora, ese mismo modelo cuesta 270,000 pesos al contado, y si se adquiere a plazos, el costo se eleva hasta 350,000 o 400,000 pesos. Es prácticamente imposible para muchos de nosotros afrontar estos pagos», explicó.
La falta de recursos ha llevado a algunos taxistas a buscar vehículos de segunda mano en buen estado como alternativa para cumplir con las regulaciones. «Este año, entre 50 y 70 deberían cambiar sus vehículos, pero la situación económica lo ha dificultado mucho», añadió.
La Coordinación General de Movilidad, encabezada por Ricardo Serrano Rangel, ha reconocido estas dificultades y ha optado por una postura de tolerancia y apoyo, permitiendo que los taxistas continúen operando con sus actuales unidades hasta que la situación financiera mejore.
Esta medida ha sido bien recibida por los taxistas, quienes aprecian la comprensión de las autoridades durante estos tiempos económicos difíciles.