Grupo Reforma
Agencia Reforma

Guanajuato, México.- El Gobernador de Guanajuato, Diego Sinhue Rodríguez Vallejo, anunció que el Ejército tomó el control de la refinería Antonio M. Amor, ubicada en Salamanca, dentro de la estrategia de combate al robo de combustible anunciada por el Presidente Andrés Manuel López Obrador.
“El Ejército ya tomó las instalaciones de Pemex en todo el País y en el caso de Guanajuato no es la excepción, el Ejército está interviniendo ya directo desde adentro de Pemex y esto nos señala que es una decisión del Presidente acabar con el robo de combustible”, dijo en improvisada rueda de prensa.
Rodríguez Vallejo señaló que se reunió esta tarde con los Secretarios Alfonso Durazo, de Seguridad y Protección Ciudadana, y Luis Cresencio Sandoval, de Defensa Nacional, quienes encabezan el plan antihuachicol.
Destacó que uno de los acuerdos es sostener reuniones mensualmente para evaluar el combate al robo de combustible.
“Salimos con un buen sabor de boca de la reunión, dado que ratifican lo que el Presidente de la República Andrés Manuel López Obrador en la mañana anunciaba, el combate directo al robo de combustible desde adentro de las instalaciones de Pemex, algo que durante mucho tiempo se vino anunciando en Guanajuato”, mencionó.
“Sabemos que uno de los problemas de los homicidios en Guanajuato es por el robo de combustible y hoy la federación ha reconocido que el robo de combustible se da en su mayor parte por permisividad de Pemex, por la paraestatal que tiene a personas coludidas y que ha anunciado el Presidente que hará una intervención directa para poder recuperar esa tranquilidad”, agregó.
Rodríguez Vallejo rechazó mencionar cuántos elementos tienen intervenida la refinería de Salamanca.
“Estuvimos coordinándonos, llegamos a ciertos acuerdos, nos vamos a reunir cada mes para ver los avances y hay detalles de operatividad que nos reservamos por la propia estrategia de seguridad planteada desde la Presidencia”, señaló.
El guanajuatense confió que el combate al robo de combustible reduzca la tasa de asesinatos en la entidad.
“Que reconozca la federación que tienen un problema y que además decidan enfrentarlo para nosotros vale mucho la pena mencionarlo y estamos con la disposición de trabajar con la Presidencia de la República para ayudarlos a resolver este problema tan severo que es el robo de combustible”, indicó.