Natalia Vitela
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-Los derechohabientes del IMSS cuyos ingresos se ubican en el segmento poblacional con ingresos más bajos tuvieron cinco veces más riesgo de morir por Covid-19, que los que se encuentran en el decil de ingresos más altos, reveló un estudio publicado en The Lancet Regional Health Américas.
Según El efecto del ingreso en la mortalidad y hospitalización por Covid-19: Un estudio observacional con registros administrativos de la seguridad social en México, los trabajadores de menores ingresos tuvieron además cuatro veces mayor probabilidad de ser hospitalizados que los de mayores ingresos.
De acuerdo con la investigación, la tasa de letalidad de la enfermedad y la relación entre ingreso, mortalidad y hospitalización disminuyó de manera importante a lo largo de la pandemia.
Raymundo Campos Vázquez, académico e investigador de El Colegio de México y uno de los participantes del estudio, indicó que una de las principales aportaciones de la investigación es que sabe con seguridad que la relación entre ingreso y mortalidad no tiene que ver con falta de acceso a atención médica.
En entrevista, Campos Vázquez señaló que se creía que las personas de menores ingresos se enfermaban más, lo que no se comprobó.
«Si vemos la tasa de positividad, es decir, entre aquellos que resultaron positivos, es más o menos similar independientemente del nivel del ingreso».
Lo que encontraron, agregó, es que la clase media se hace más pruebas.
Es decir, los trabajadores que están entre el 60 y 90 por ciento de ingresos más altos se realizaron un mayor número de pruebas que los trabajadores de ingresos más bajos, según el estudio.
El experto comentó que el estudio no analizó las causas de la relación entre a menores ingresos mayor mortalidad, sin embargo, estimó, esto podría deberse a que quienes tienen mayores recursos tienen más acceso a información y a servicios médicos privados.
Detalló que en los países en donde se han realizado estudios similares y se ha encontrado que las personas con menores ingresos tienen una probabilidad mayor de fallecer que quienes tienen mayores ingresos, se debe a la presencia de comorbilidades y la falta de cobertura médica.
«Nosotros por primera vez tenemos datos que hacen un estudio único. Todos los trabajadores tienen acceso a cobertura médica por medio del IMSS y observamos las comorbilidades porque cuando se hacen la prueba (de Sars-CoV-2) hacen un cuestionario de historia de comorbilidades y podemos ajustar la probabilidad de hospitalización y muerte», explicó el experto del Centro de Estudios Económicos de El Colegio de México.

¡Participa con tu opinión!