César Martínez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Por el nivel de organización de los cárteles de la droga y la intensidad de la lucha que sostienen entre ellos o con el Gobierno, México padece dos conflictos armados no internacionales, según la Academia de Derecho Internacional Humanitario de Ginebra, Suiza.
En particular, el Cártel de Sinaloa y el Cártel Jalisco Nueva Generación (CJNG) fueron estudiados por el Proyecto de Estado de Derecho en Conflictos Armados (RULAC, por sus siglas en inglés).
“El Gobierno de México está involucrado en dos conflictos armados paralelos no internacionales contra al menos el Cartel Jalisco Nueva Generación y el Cartel de Sinaloa”, establece la Academia en su nuevo informe emitido el 10 de marzo, en el que actualiza el estatus de México.
En febrero de 2019, el instituto especializado en la aplicación del Derecho Internacional Humanitario ya había catalogado así la violencia derivada del combate al Cártel de Jalisco Nueva Generación (CJNG).
La plataforma, única en el mundo para clasificar legalmente situaciones de violencia armada como conflictos armados, aplica la misma clasificación sólo para Colombia en América Latina.
“Esta clasificación implica que se aplica el derecho internacional humanitario y de los derechos humanos, y que los miembros de las Fuerzas Armadas mexicanas y del Cártel de Sinaloa pueden cometer crímenes de guerra”, explicó Marco Sassòli, director de la Academia de Ginebra.