Pide la FSTSE a las autoridades federal y estatal que doten de los insumos necesarios al personal médico y de enfermería de la Secretaría de Salud del Estado y del ISSSTE en Aguascalientes o de lo contrario, que médicos y enfermeras no trabajen para evitar ser focos de contagio para sus familias ante posibles casos de COVID-19, señaló su dirigente, Normando López Meixueiro.

El representante de la Federación de Sindicatos de Trabajadores al Servicio del Estado enfatizó que la postura de su líder nacional, Joel Ayala Almeida, es que no vaya a trabajar el personal del área de la Secretaría de Salud ni del ISSSTE, si no se cuenta con todo lo necesario para poder atender los posibles casos de coronavirus que se presenten. En tal sentido, dijo que es una obligación de los gobiernos Federal y Estatal de dotar de insumos para que puedan seguir laborando los doctores. “Los médicos lo están haciendo con mucho esmero, cuidando que no se propague la epidemia, pero ellos también tienen familia y son un foco de contagio si no se guardan las medidas que se requieren”.

López Meixueiro dijo que en el caso del personal de la Secretaría de Salud y del ISSSTE nomás les han dado dos cubrebocas muy sencillos y unos guantes que deben estar lavando, los cuales utilizan cuando les llega una emergencia a ser atendida. “Yo me apego a que son seres humanos y sobre todo lo principal es no contagiar a sus familias, por ello el pronunciamiento a que en Aguascalientes también se tomen las medidas pertinentes para que los trabajadores puedan realizar su trabajo”.

En tema aparte, se refirió a la indicación hecha la noche del pasado miércoles a nivel nacional por parte del subsecretario de Salud a través de los medios de comunicación de enviar a los trabajadores federales a sus casas ante el riesgo que implica la Fase 2 de la contingencia sanitaria, donde no existe un documento por escrito de la autoridad al respecto, lo que ha generado mucha confusión y descontento entre los empleados, pues los directivos de las dependencias aplican criterios personales de quiénes deben irse a su casa y quiénes no.

“Hemos batallado mucho, si bien muchas dependencias lo han acatado, hay otras que no y eso ha implicado muchos conflictos con los trabajadores. No les cuesta nada emitir un documento nacional y distribuirlo vía internet”.