El Centro de Integración Juvenil en Aguascalientes informó que a lo largo de la pandemia, se observa con claridad el aumento en el consumo de sustancias psicoactivas como el alcohol y otras de carácter ilegal. Los días de mayor ingesta de este tipo de sustancias ocurrieron cuando las autoridades aplicaron las prohibiciones generalizadas.
Mario García Martínez, titular del organismo dio a conocer esta información durante la Semana Nacional de Alcohólicos Anónimos, misma que fue dedicada al consumo de alcohol en tiempos de COVID. De acuerdo al monitoreo de la Secretaría de Salud se incrementó a nivel nacional el consumo de esta sustancia ante el encierro de personas, quienes ven en ello una forma de esparcimiento.
Sin embargo, en nuestra entidad el fenómeno no fue tan significativo dados los niveles de consumo regular. Esto significa que los aguascalentenses que beben alcohol lo hacen con tres o cuatro copas a la semana, con el objetivo de pasar el tiempo entre amigos o familiares. “Quienes beben una cerveza en su presentación cercana al litro –popularmente conocidas como ‘caguamas’- contienen el equivalente a tres tragos estándar, lo cual es suficiente para generar un estado etílico”, comentó.

HAY DE BEBEDORES A BEBEDORES

LOS EXPLOSIVOS. Son aquellas personas que no beben durante la semana pero cuando lo hacen, consumen de explosiva llegando a un estado de embriaguez en poco tiempo. Según el CIJ, nuestra entidad conserva el primer lugar en este tipo de bebedores.

LOS ALCHÓLICOS. Son quienes beben todos los días y que se ponen mal emocionalmente si no ingieren bebidas embriagantes. Aguascalientes se encuentra en la media nacional.

CIFRAS. El 25% de la población adulta de nuestro estado consume alcohol con cierta regularidad. 2 de cada 3 de ellos presentan algún tipo de problema por el consumo de estas bebidas.

Mario García Martínez, titular del CIJ, aseveró que Aguascalientes se mantiene con un consumo elevado de alcohol, por encima de la media nacional, incluso de modo per cápita con 7.9 litros anual.