Las acciones que el Gobierno Federal haga en materia migratoria en los próximas semanas definirán si se ratifica el T-MEC por parte de Estados Unidos, así lo advirtió la delegada de la Asociación Nacional de Importadores y Exportadores de la República Mexicana, Angélica Ortega Treviño.
Entrevistada por El Heraldo, comentó que el nuevo Acuerdo de Libre Comercio podría ser ratificado por Estados Unidos en un plazo de 4 semanas y ello dependerá de las acciones que haga el Gobierno Mexicano en la contención de los migrantes hacia el vecino país del norte. “Si una vez analizado lo que se ha hecho, al Gobierno de Estados Unidos no le resulta convincente lo que hasta el momento haya hecho el Gobierno de México, ese punto sí podría retrasar la firma del T-MEC”.
Sin embargo, dijo que como país existen otras herramientas a las que México puede recurrir, como la Organización Mundial de Comercio (OMC), en la cual están establecidas las reglas de intercambio de productos entre los diferentes países y en el hecho de que no exista un tratado de libre comercio con Estados Unidos, lo único que se haría es retomar todo lo especificado por la OMC.
“A lo mejor es más drástico el ruido que se está haciendo, que la afectación comercial que podría tener. Habría retraso tal vez en otros puntos que ha tocado el Tratado de Libre Comercio y que no ha atacado la Organización Mundial de Comercio, como el tránsito de personas, o bien la cuestión de la propiedad intelectual, que es un punto muy fuerte que viene en la parte de agricultura en el nuevo tratado y que quizá la OMC no podría en algún momento dado subsanar”.
Ante este panorama, puntualizó que lo aconsejable es no crear paranoia y el foco debe estar puesto en la cuestión migratoria, lo cual sí puede ser un detonante para algún conflicto internacional serio; mientras que en la parte comercial, lo recomendable es comenzar a voltear a otros mercados.
“Es la alternativa que nos queda por el momento, pero hay que estar atentos de la cuestión migratoria, para ver cómo se va resolviendo en estos 45 días, cuáles son las medidas que el Gobierno Mexicano puede acreditar ante el Gobierno de Estados Unidos”, finalizó.