El presidente de la Asociación Estatal de Instituciones Educativas Particulares, Héctor Sánchez Espinosa, mencionó que alrededor del 1.5% de los estudiantes de educación básica privada se trasladó al sector público, pero en lo general se observó una caída de 10% en la matrícula, motivo por el cual se presume que un 8% se quedó en el “Home Schooling”.

De acuerdo a los datos oficiales del ciclo 2019-2020, los colegios particulares contabilizaron más de 3 mil infantes en jardines de niños, de 0 a 3 años de edad, con 57 planteles; en preescolares sumaron más de 8 mil estudiantes en 161 escuelas; en primaria más de 17 mil alumnos con 97 colegios y las secundarias eran 59 instituciones con casi 7 mil jóvenes.

Si se consideran otros rubros como la educación media superior, instituciones de nivel superior y centros de formación para el trabajo en el estado, son más de 65 mil estudiantes atendidos por los colegios particulares.

Indicó que estos números se han movido este ciclo 2020-2021, se registra una merma de 10% a las instituciones particulares en el rubro de la matrícula, y sin duda que este dato resulta interesante para este sector educativo, porque un bajo porcentaje se movió a la escuela oficial, de acuerdo a informes del Instituto de Educación.

Sin embargo, aproximadamente un 8% de nivel básico están desertando o bien se han incorporado al esquema del Home Schooling, donde los padres de familia enseñan directamente a sus hijos o bien contratan profesores para formar a sus hijos en estos tiempos de quedarte en casa a causa de la contingencia sanitaria por el COVID-19.

Héctor Sánchez sostuvo que se tiene informes de que muchas personas optaron por el Home Schooling, pero deben recordar que esa actividad debe ser sólo temporal no puede quedarse esa forma de estudio porque no tiene esa parte formativa de la convivencia con los otros estudiantes. Aparte ese esquema no es válido ante la Secretaría de Educación Pública.