Un 40% de negocios han cerrado en el Centro de la ciudad sobre todo del giro de comercio y servicios a consecuencia de la crisis económica por la pandemia, reconoció el presidente de Acocen, Sergio Javier Piña de la Torre.

El representante de la Asociación de Comerciantes del Centro comentó que la crisis les ha pegado fuerte a los negocios, por lo que de acuerdo al último corte andaban entre un 35 y un 40%, “pero yo estoy viendo por muchos lados, locales en renta, venta o cerrados, sin embargo, tengo que darme a la tarea de hacer una evaluación para ver qué tanto más ha incrementado, pero creo que hacia allá vamos, no hay negocio que pueda tolerar tanto. A lo mejor en un negocio como el mío la familia le entra al quite, pero hay quienes tienen muchos empleados y sí se batalla, no obstante así está la situación”.

Afirmó que los sectores más severamente afectados son el de comercio y servicio, aunque también el área de restaurantes trae un porcentaje de cierre del 50%. Derivado de esta situación, dijo que recientemente ha observado en las principales calles del Centro que muchos negocios han estado optando por abrir un poco más tarde y cerrando también más tarde, aplicando una reducción de horarios, como una medida para amortizar la nómina y reducir la plantilla de personal, “lo cual implica demandas, pero no es despido injustificado, pues la pandemia debe ser una justificación”.

Reconoció que el mes de febrero arrancó flojo, el cual viene con la inercia de la cuesta de enero, sin embargo, esperan que ésta no se prolongue durante el actual mes, por lo que actualmente las ventas oscilan el 40%, aunque dijo que ya no pueden subsistir los negocios por más tiempo, luego de que ya llevan así casi 10 meses y aunque en diciembre pasado repuntó un poco, no fue igual con respecto al mismo mes de 2019. “Tuvimos ventas decembrinas entre el 70 y el 80% respecto al año anterior, pero nada más fue salir de los compromisos que teníamos de aguinaldos, bonos y demás”.