Las Agrupaciones Unidas del Gremio Taxista del Estado de Aguascalientes hicieron ayer un llamado a la paciencia a los casi 600 choferes con 20 años de experiencia que integraron expediente para solicitar alguna de las 200 concesiones que entregará el Gobierno del Estado, hoy en día es tiempo de esperar a que se cumplan procesos y no salir a las calles a manifestarse.
Óscar Romo Delgado, dirigente de la AUGTEA, aseveró que se tiene claro que habrá trabajadores del volante que quedarán inconformes porque sólo 200 obtendrán ese beneficio que por primera vez el Gobierno Estatal lanzó de manera abierta, claro e innovador, cuyo proceso debe ser respetado.
“Los representantes del gremio taxista debemos ser muy respetuosos de los procesos vigentes, en lugar de pretender organizar manifestaciones en las calles, se debe decir que cada trabajador del volante tiene su tramite personal con la autoridad competente para que puedan ser evaluados sin presiones de nada”.
Además, dijo que las organizaciones de taxistas se mantienen al margen de ese proceso personal entre el chofer solicitante y el Gobierno del Estado, y una vez que salgan los resultados se felicitará a los beneficiados y el resto deberá seguir trabajando en la prestación de este servicio para ser favorecido en las siguientes entregas.
Por esto, el dirigente de la AUGTEA hizo un llamado a la confianza en la autoridad, las organizaciones de taxistas la tienen y los choferes también deben hacerlo porque será en su beneficio, pero deben tener claro que no todos serán favorecidos, solo una tercera parte de ellos.
Al mismo tiempo, aclaró que las agrupaciones de taxistas sí estarán atentos para que las concesiones que se entreguen más adelante sean acorde al mercado de Aguascalientes, es decir la oferta y la demanda, ya que el objetivo es que haya trabajo para todas las personas que se dediquen a esta actividad.
Por último, mencionó que los trabajadores del volante que en su momento sean beneficiados con la concesión, deberán demostrar compromiso para la prestación del servicio, en atención al reclamo ciudadano de que sea ofrecido con calidad y calidez.