Jesús Guerrero
Agencia Reforma

CHILPANCINGO, Guerrero.- Un comando con fusiles AK-47 y AR-15 emboscó y asesinó ayer a policías estatales que realizaban recorridos preventivos en el municipio de Tetipac, en la región norte de Guerrero.
El ataque, en el que murieron seis agentes y otros cinco resultaron heridos, ocurrió en la carretera El Gavilán-San Gregorio.
Fuentes de la Fiscalía estatal atribuyeron la emboscada a Roberto Zavala, hijo de Ranulfo Zavala “El Rany”, de la Familia Michoacana.
En noviembre de 2018, integrantes de ese mismo cártel asesinaron a tres policías estatales y a un paramédico de la Cruz Roja, en San Juan Tenerías, Taxco, cuando entregaban ayuda humanitaria.
En los últimos 10 días se ha recrudecido la violencia en la región norte, que incluye a los municipios de Taxco, Tetipac e Ixcateopan, donde al menos 10 personas han sido asesinadas.