El domingo próximo mediante el voto es que los electores tendrán la oportunidad de decidir quiénes desean que sean sus representantes populares en lo local, a nivel federal y quiénes estén al frente de los 11 ayuntamientos, “el ciudadano no se puede equivocar, y si se equivoca lo paga caro”, expresó el vocal ejecutivo del INE en la entidad, Ignacio Ruelas Olvera.

En entrevista con El Heraldo, resaltó que el único que puede corregir los errores cometidos en las elecciones son los propios ciudadanos y se hace mediante el voto, “nadie puede corregir, el ciudadano es el que tiene su potestad democrática para premiar, para castigar o para renovar, nadie más lo puede hacer”.

Resaltó que los ciudadanos podrán ir a votar con toda tranquilidad a las urnas y por lo que respecta al INE, no se ha estimado qué porcentaje de los electores podrían acudir, sólo se debe tener conciencia que un ciudadano es un voto y en cada casilla se contará con las boletas necesarias, de acuerdo al número de electores por sección.

De manera que, “esa boleta tiene un proceso mágico democrático, que cuando el ciudadano trace su opción, entonces será el voto que será contado y entonces que nazca su majestad cívica y democrática. Lo que se vivirá es un proceso importantísimo para la vida compartida de los ciudadanos”, indicó.

Ruelas Olvera garantizó que se tendrá una jornada electoral blindada, limpia y transparente, esto, luego de detallar que serán instaladas 1,712 casillas y serán 15 mil 408 los funcionarios que integrarán las mesas directivas de casilla.

Lo atractivo en esta ocasión a diferencia de procesos electorales anteriores, es que el 54% de los ciudadanos que estarán al frente de las casillas tienen licenciatura como nivel máximo de estudios, además, el 27.3% son jóvenes de entre 18 y 19 años de edad, solamente el 0.002% tiene educación primaria, esto deja ver el alto nivel de civismo que se presenta en Aguascalientes.

Comentó que aquellos que anticipan un fraude electoral lo hacen con base en la ignorancia, picardía y para posiblemente intentar molestar a los organismos electorales, pero recordó que la jornada electoral está en manos de la ciudadanía y aseguró, que es imposible que se cometa fraude porque insistió, “el INE no cuenta votos, lo hacen los ciudadanos, además lo harán frente a 14 personas más, entre funcionarios y representantes de partidos políticos encargados de vigilar la elección” en la que tendrán derecho a votar 1 millón 017 mil 407 personas que son parte del padrón electoral.