Claudia Guerrero y Rolando Herrera
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El Presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró a los científicos que son investigados por la FGR que no tienen nada que temer, si no cometieron ningún delito.

En conferencia matutina, aseguró que las indagatorias están en manos del Poder Judicial, aunque dejó en claro que en su Administración no se permitirá la impunidad.

«Tengo entendido que sí, porque se presume que hubo malos manejos de recursos en el Conacyt. Pero esto lo va a resolver el juez y el que nada debe, nada teme. Es que tenemos que combatir la corrupción, desde luego más arriba, de arriba hacia abajo, parejo. No tolerar la corrupción. Eso fue lo que tronchó la causa de la Revolución Mexicana, la corrupción, eso dio al traste con todo», señaló el Mandatario.

«Nosotros tenemos que acabar con la corrupción. Nada de, cómo se llama lo que se investigó del sexenio pasado, la Estafa Maestra, universidades protegiéndose en la autonomía, manejaban muchísimo dinero. Rectores caciques de universidades públicas, enriquecidos, aplaudidos, premiados hasta por la Monarquía española. Ya no, no debe de haber impunidad para nadie».

REFORMA publicó que la FGR pidió por segunda vez las órdenes de aprehensión contra 31 ex funcionarios por los delitos de delincuencia organizada y lavado de dinero, por los 244 millones de pesos que durante seis años otorgó el Conacyt al Foro Consultivo, Científico y Tecnológico (FCCyT).

La solicitud de aprehensiones fue presentada luego de que el pasado 25 de agosto el juez le devolviera la carpeta de investigación a la FGR y le diera un plazo de 15 días hábiles para corregir y subsanar inconsistencias en el expediente.

Las órdenes de captura fueron solicitadas por delincuencia organizada, lavado de dinero, peculado y uso ilícito de atribuciones y facultades. El primero de ellos es un delito que amerita la prisión preventiva oficiosa, es decir, que no permite a los imputados llevar el proceso en libertad, en caso de ser detenidos.