Ante las circunstancias sanitarias actuales y la obligación de impartir clases en línea, uno de los retos actuales tiene que ver con la conectividad en todas las áreas del estado, sobre todo cuando el deseo es que para el siguiente ciclo escolar los estudiantes lleguen con los conocimientos necesarios para el grado que vayan a cursar.

Esto lo expresó el gobernador Martín Orozco Sandoval en la ceremonia con motivo del Día del Maestro, misma que fue en privado en el segundo patio de Palacio de Gobierno, donde entregó reconocimientos de manera simbólica a más de 200 maestros con 30 y 40 años de trayectoria, acompañado por el director del Instituto de Educación, Raúl Silva Perezchica, y el dirigente del SNTE, Ramón García Alvizo.

“Si bien algunos estudiantes van de la mano con la tecnología, la conectividad es donde se debe trabajar y aprovechando que el estado es pequeño, creo que es un reto en el que nos tenemos que enfocar para dar la facilidad a todos los alumnos; es fundamental, hoy por obligación pero después por capacitación y competitividad, debemos ir preparando a las niñas y los niños”.

Comentó que el actual es un momento de reflexión sobre qué pasa con aquel niño que no tiene al alcance la tecnología, con aquéllos que no pueden acceder, sobre los que las autoridades deben poner atención. En contraparte, hizo un reconocimiento a los maestros que han tomado el reto de continuar con trabajo a distancia, adaptándose a las tecnologías y al nuevo modelo de enseñanza.

Por eso, reiteró el llamado para que sigan mostrando el compromiso y la calidad del magisterio local; “debemos buscar cómo los niños no pierdan los conocimientos necesarios para regresar al próximo ciclo escolar”, pero también consideró que se tendrá que diseñar alguna estrategia para regularizar a niñas, niños y jóvenes.

Refirió que el Día del Maestro fue diferente, sin la fiesta que se merecen, pero “seguro que están satisfechos porque saben que han dado la batalla, pues por las circunstancias sanitarias del país, lo primero ha sido proteger a las niñas y los niños que ahora trabajan desde su casa aprovechando la tecnología.

En representación de maestros que tienen 30 y 40 años de servicio frente a grupo, recibieron el reconocimiento simbólico los maestros Miriam Reyes Castro, Rosa María Guerrero López y Ángel Pérez Díaz, así como Ma. Jesús Herrera Zapata, Juan Guillermo Calvillo Contreras y Gustavo Castro Gómez, respectivamente.