A consideración de la diputada Natzielly Rodríguez Calzada, la idea de que el Gobierno del Estado atraiga el servicio del agua potable, ante la imposibilidad del Municipio de Aguascalientes para retomarlo, no es posible, primero porque constitucionalmente es obligación de los ayuntamientos y en segundo, existe una controversia constitucional al respecto.
Se trata de una iniciativa que dijo, “nació muerta, no tiene futuro”, pues si para tratar uno de los temas que más aquejan a los usuarios del agua potable y clientes de Veolia es el de los cobros excesivos y mal servicio, y a nivel municipal no ha podido ser resuelto, habrá que imaginarse lo complicado que podría ser la respuesta si se espera desde el nivel estatal.
No obstante, antes de continuar con esa intención, se deberá convocar a expertos en agua potable para que se analicen todas las posibilidades y alternativas para lograr, no solo brindar el servicio de calidad que demanda la ciudadanía, sino también atender otros temas que tienen relación como son los cobros, fugas y tandeos.
Por lo que a ella respecta, comentó que trabaja en una iniciativa que espera pueda salir antes que termine esta legislatura; lo que pretende es que los fraccionamientos de nueva creación cuenten obligatoriamente con tinaco y un aljibe que les permita captar el agua de lluvia, evitando que ésta se mezcle con el drenaje y así pueda ser mejor aprovechada.