Se detuvo la caída de la economía en México y en Aguascalientes ante la crisis por la pandemia, así lo estableció José Gil Gordillo Mendoza, secretario de Comisiones del Colegio de Economistas de Aguascalientes, quien resaltó que el reto es lograr la recuperación del empleo y las inversiones a los niveles que se tenían hasta el año pasado.

En videoconferencia de prensa, el especialista recordó que en el empleo a nivel nacional de marzo a julio se perdieron 1 millón 117 mil 584 puestos formales, sin embargo, lo positivo es que al menos la caída ya se estabilizó en junio y julio y ya no ha habido una pérdida en el personal ocupado.

En tanto que en Aguascalientes, si se compara julio de 2020 a julio de 2019, se han perdido 18 mil empleos y en el lapso de la actual crisis se han perdido 14 mil empleos. Estableció que ya se venía con una pérdida cíclica de empleos en diciembre, que en enero y febrero se empezaban a recuperar, pero en marzo comenzó de nuevo la caída de puestos de trabajo, por lo que el promedio en el que debería estar la economía estatal si se quiere estar como el año pasado, es de 332 mil empleos, “o sea estamos 10 mil empleos por debajo del promedio de lo que deberíamos estar. Este año el promedio de empleos en Aguascalientes es de 2 mil 800 empleos menos que el año anterior”. Por ello dijo que las autoridades deberán hacer un esfuerzo importante para generar al menos 10 mil empleos a fin de tener el mismo promedio del año pasado.

En el tema de las exportaciones, dijo que en la crisis de 2009 éstas cayeron en 4 meses un 40% y en 2020 en sólo 2 meses bajaron un 52%, siendo mayo el mes en que se tocó fondo con apenas 18 mil millones de dólares. Sin embargo, a partir de julio éstas regresaron a los niveles del inicio de la crisis del COVID en 36 mil millones de dólares.

Asimismo, comentó que la industria automotriz nacional ha visto una recuperación en sus ventas durante el pasado mes de julio en un 38% en el mercado nacional, así como la exportación a mercados como la India, Brasil, Japón y Estados Unidos. En tanto que el Índice de Confianza del Consumidor que mide el INEGI para realizar compras se recuperó al mes de julio en 34.4% tras caer a 32.2 en abril pasado. Al igual que el Índice de Confianza Empresarial donde se refleja la inversión que se ubica en 40.8% a julio pasado tras caer en 38.6 en abril. “En conclusión, la caída se detuvo, podemos comenzar el periodo de recuperación, pero hay que hacer un esfuerzo para regresar a niveles del año anterior”.