En el marco de la conmemoración del Día Mundial del Medio Ambiente que se celebra este 5 de junio, Aguascalientes tiene un grave problema de falta de agua que requiere de la atención de las autoridades y de la población en general, el cual debe ser abordado a la brevedad, dado que es vida para el estado, destacó el director de Conciencia Ecológica de Aguascalientes, Humberto Tenorio Izazaga.

El activista señaló que se tiene que cuidar desde la extracción, conducción, captación y los lugares, además de rescatar los lugares donde hay absorción de agua de lluvia hacia el acuífero. Añadió que se tiene que resolver urgentemente el problema de las aguas negras que van a desembocar al Río San Pedro y aislarlas para que el agua de lluvia pueda resumirse en el cauce.

Tenorio Izazaga comentó que este importante río está muy contaminado y tiene incluso industriales que tiran inopinadamente algunos fabricantes. Además, lo han desviado y han hecho aprovechamientos de arena y de grava en el cauce del río. Por si fuera poco, han fincado en sus inmediaciones. Ante toda esta problemática, dijo, las autoridades han sido omisas.

Finalmente, el ambientalista apuntó que es apremiante tratar adecuadamente las aguas residuales y para ello hay que dar mantenimiento a las plantas tratadoras que maneja el Gobierno del Estado y el Municipio de Aguascalientes, dado que el agua que llega sale cruda y no se remedia nada. “Necesitamos un proyecto serio y bien fundamentado para atacar este problema que no es sólo ambiental, sino de futuro para la vida del estado. Se tiene que resolver de alguna manera y vamos a ver qué podemos obtener”.

CASOS DE ÉXITO

Tenorio Izazaga recapituló acciones acertadas en materia de cuidado del agua en la entidad.

  • El extinto programa “Protege tu Arroyo”. Cada municipio procuraba dar mantenimiento a los arroyos que cruzan por su territorio, considerando que es donde se presenta la mayor absorción de aguas.
  • La administración estatal del gobernador Miguel Ángel Barberena, quien instaló tubería para manejo de aguas negras en el Río San Pedro. Desafortunadamente, la infraestructura no soportó el crecimiento urbano.

¡Participa con tu opinión!