Nayra Rivera
Agencia Reforma

Teresa Magueyal, madre que buscaba a su hijo desaparecido en Guanajuato, fue ejecutada ayer afuera de un jardín de niños en la comunidad San Miguel Octopan, a 10 kilómetros de la cabecera municipal de Celaya.
El ataque se registró alrededor de las 11:00 horas en la Calle Melchor Ocampo, cuando la mujer conducía una bicicleta de color rosa a un costado de una escuela.
La activista pertenecía al colectivo «Una Promesa por Cumplir», al cual se integró tras la desaparición de su hijo José Luis Apaseo Magueyal, quien fue visto por última vez el 6 de abril de 2020 en la localidad donde fue asesinada.
La agrupación de búsqueda de la que formaba parte condenó los hechos y aseguró que continuarán la búsqueda de José Luis a nombre de Teresa.
«Otra madre fue asesinada sin conocer el paradero de su hijo. Condenamos su cobarde asesinato y exigimos a las autoridades que investiguen de manera inmediata a los culpables de este terrible hecho», indicó en un comunicado.
«Pedimos que garanticen las medidas de reparación para su familia y mecanismos de no repetición, pues en Guanajuato las mujeres que buscamos no estamos seguras, nos matan a la luz del día».
La organización Amnistía Internacional exigió en un pronunciamiento que las autoridades guanajuatenses atiendan el tema de inmediato.
«Hacemos un llamado al Gobierno de Guanajuato a garantizar la reparación del daño, que incluya medidas de no repetición (y) al mecanismo de Protección a Personas Defensoras de Derechos Humanos a implementar medidas de protección al Colectivo y buscadoras», indicó en su cuenta en Twitter.
Madres buscadoras se sumaron a la condena del crimen vía redes sociales y pidieron a las autoridades esclarecer el crimen.
«Señora Tere: la tenemos en el corazón, sentimos mucho su partida, seguiremos en búsqueda de su hijo y Dios la tenga en su santo reino, nuestras oraciones para usted», escribió una usuaria.
«Una luz en mi camino se une a la pena que embarga a la familia de la buscadora Teresa Magueyal integrante del colectivo Una Promesa por Cumplir, exigimos a las autoridades que se esclarezca este atroz crimen y dé con los responsables. Una vez más asesinan a una madre buscadora. ¿Hasta cuándo las madres buscadoras vamos a vivir con miedo en Guanajuato?», escribió otra mujer.
Con este crimen, suman tres las madres buscadoras asesinadas en Guanajuato en menos de tres años.
El pasado 6 de noviembre, María Carmela Vázquez, integrante del colectivo de madres buscadoras de «Personas Desaparecidas de Pénjamo, Guanajuato», fue asesinada en Abasolo.
Mientras que a mediados de octubre de 2020, en la Colonia Villas de San Nicolás II, en León, otra madre buscadora identificada como María del Rosario de 45 años murió víctima de disparos.