Staff
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Alfonso Isaac Gamboa Lozano, ex funcionario de la Secretaría de Hacienda en el sexenio pasado y operador de la trama y desvíos millonarios a las campañas del PRI fue ejecutado en Morelos.
El hombre, de 39 años de edad, fue titular de la Unidad de Política y Control Presupuestario y brazo derecho del ex Secretario de Hacienda, Luis Videgaray.
El ex funcionario fue una de las 5 víctimas (2 de ellas mujeres) ejecutadas el jueves por la noche en su casa de descanso, en el fraccionamiento Las Brisas, de Cuernavaca.
Gamboa era investigado por el Gobierno de Chihuahua, acusado de operar junto con el ex secretario del PRI, Alejandro Gutiérrez, recursos federales para triangular a las campañas del tricolor en 2016 en Chihuahua, Veracruz, Tamaulipas y Sonora.
Según testimonios de ex funcionarios del ex Gobernador del PRI en Chihuahua, César Duarte, desde Hacienda, Gamboa autorizó 250 millones para obras y proyectos inexistentes.
Después, el gobierno chihuahuense pagó a empresas “fantasmas” que triangulaban los recursos al PRI nacional, encabezado en ese entonces por Manlio Fabio Beltrones.
La actual Administración estatal, encabezada por Javier Corral logró acusar y encarcelar durante 8 meses a Alejandro Gutiérrez, quien actualmente se encuentra en libertad condicional.
En enero de 2018, Javier Corral reveló que el ex titular de Hacienda con Peña Nieto, Luis Videgaray, intentó negociar y condicionar la entrega de apoyos por 700 millones de pesos a Chihuahua, a cambio de no implicar a Alfonso Isaac Gamboa Lozano en las acusaciones por peculado.