La Unión Nacional de Padres de Familia lamentó la decisión del Gobierno Federal ante la distribución del Presupuesto Económico Federal, PEF 2022, al dejar a la educación en último lugar, en perjuicio directo del desarrollo de los niños que son el futuro de México, aseveró la presidenta estatal Gabriela Ávila.
Agregó que el PEF 2022 se distribuyó de la siguiente manera: Programas sociales 81.6%, obras faraónicas 67.6%, Salud 54.8%, Fuerzas armadas 47.4% y Educación 18.3%. Ante esto, manifestó el rechazo de manera directa al Gobierno Federal y a los diputados federales que votaron a favor de una distribución con porcentajes tan desiguales.
La educación no merece quedar en el último lugar cuando se sabe que es parte fundamental del desarrollo de la nación, es incongruente encontrar la comparativa de favorecimiento a programas de subsidio que se propone para 2022, siendo 16% mayor (108.3 mmdp) que el monto que se aprobó para tales programas en el PEF 2021.
De acuerdo con México Evalúa, dijo que son 74 programas de subsidios los que se consideran en el proyecto de presupuesto. Sin embargo, sólo 10 concentran el 83% del presupuesto.
La sociedad mexicana necesita tomar conciencia sobre la importancia de generar desarrollo mediante la educación y no a través de dádivas que bloquean la oportunidad de potenciar beneficios a la población invirtiendo en su desarrollo integral con educación de calidad.
En el ramo 11, relacionado con Educación, para el 2022 se tiene un 4% de aumento respecto al 2021, considerando los retos y afectaciones que la pandemia ha dejado. Este presupuesto vulnera el derecho de los niños, niñas, adolescentes y jóvenes a tener una educación de calidad.
“Estamos frente a una total incongruencia al aspirar una mejora educativa dañando la confianza de los padres de familia que se esfuerzan y comprometen con la educación de sus hijos, cuando el gobierno pretende un recorte presupuestal a 8 programas educativos”, sostuvo.
Dentro de este presupuesto educativo se programa asignar 1,000 millones de pesos para el desarrollo docente, pero sólo representa el 7% de lo que se le asignaba en 2018.
La Unión Nacional de Padres de Familia exige a la autoridad federal presupuesto suficientes para el mantenimiento de las escuelas en los 200 días de clase, suministros de prevención para mantener los protocolos contra los contagios. Que toda escuela tenga en perfectas condiciones en sus espacios como baños, lavamanos y se garantice la buena ventilación de los salones.

¡Participa con tu opinión!