La modalidad en línea y a distancia provoca estrés en los niños y jóvenes ante las fallas en la comunicación, lo que provoca confusión y que no haya una adecuada asimilación del conocimiento, señaló el presidente de la Unión Nacional de Organizaciones Sociales para la Prevención del Suicidio, Nefi Jacob Campos Muñoz.

El activista social afirmó que la modalidad virtual no es que genere más carga de trabajo, sino que hay ciertas fallas de comunicación porque es unilateral a diferencia de cuando los alumnos están de manera presencial, donde el docente puede hacer preguntas y tener una mayor interacción con los estudiantes, lo que genera una retroalimentación mucho más vívida, por lo que el estar solos en casa escuchando una pantalla, se ha vuelto más un monólogo que una interacción, lo que confunde mucho a los alumnos.

Por lo anterior, señaló que los alumnos se estresan más porque no entienden sus clases y las tareas regularmente las hacen de manera equivocada y a la hora de que los califican tienen una nota definitiva por un trabajo que si no pudieron preguntar o hacer algunos cambios, se les queda esa calificación.

Asimismo, estableció que muchos estudiantes buscan el apoyo de los padres, sobre todo en las áreas de matemáticas, sin embargo, al ser tan diversas, muchos tienen varias formas de resolver un mismo problema y que pueden ser distintas a como lo explica el docente, lo que genera frustración, estrés, depresión, ansiedad y conflictos vinculares con la familia.

Ante este escenario dijo que su asociación colabora con el Instituto de Educación de Aguascalientes en 16 escuelas secundarias con pláticas y charlas con padres de familia, docentes y alumnos brindándoles estrategias y técnicas para sobrellevar los episodios de ansiedad, depresión y estrés por la carga de tareas. “Les estamos brindando estrategias muy prácticas desde la neuro inteligencia emocional tanto a los padres de familia como a los docentes para que sepan cómo interactuar en estos desafíos para con los alumnos y también les estamos dando estrategias a los estudiantes para que puedan controlar sus estados de ánimo y tener más tolerancia a la frustración, más paciencia, saber tranquilizarse y preguntar, lo cual es la clave especial para que la misma pedagogía pueda estar surtiendo efecto”.