RENÉ URRUTIA DE LA VEGA

Queridos lectores, en esta ocasión quiero dedicar este espacio para compartirles que en días pasados asistí a un evento que tuvo un significado muy especial y de particular interés para mí, fui invitado por el Doctor Jorge Sosa Medina, a quien considero un gran amigo y compañero de batallas en la Procuración de Justicia, al evento que le organizó merecidamente la Fiscalía General del Estado de Aguascalientes con motivo de su retiro del servicio público, con más de 32 años de actividad ininterrumpida, siempre al servicio de la investigación científica desde que era Dirección de Servicios Periciales, ahora Dirección General de Investigación Pericial. Fue un evento de gran trascendencia, no sólo por lo que significa que un hombre como él, íntegro y honesto, haya dedicado su vida al servicio de la sociedad desde la maravillosa trinchera de la Procuración de Justicia y las ciencias forenses, sino también por el gran legado que deja en la institución por su trayectoria profesional y laboral en un área tan importante de la procuración de justicia y la investigación del delito como lo son las ciencias forenses y la actividad pericial.

El Doctor Sosa, como todos lo conocemos en el ambiente de la Procuración de Justicia Penal, egresó de la Universidad Autónoma de Aguascalientes con el título de Médico Cirujano y, encontrándose a punto de terminar su carrera, en el año de 1989, fue invitado por el entonces director de Servicios Periciales, el Doctor Guillermo Aguilar Lechuga para que cubriera una licencia de un mes como médico legista, sin saber que no dejaría esa función, que se convirtió en su pasión, sino después de 32 años y que además sería el director y culminaría su trayectoria en la cúspide y con el mayor reconocimiento de la institución, de sus compañeros, ex compañeros, amigos y de la sociedad.

Jorge Sosa Medina, siempre proactivo y buscando constantemente la excelencia, estudió además la Licenciatura en Derecho, lo que le permitió comprender de mejor manera la función de investigación de los delitos y llevó a la Fiscalía General del Estado de Aguascalientes a destacar en el ámbito nacional e internacional, al lograr la certificación de 7 laboratorios de investigación pericial forense y el reconocimiento por ser la primer institución en América Latina en obtener el Certificado de Acreditación del Laboratorio de Medicina Legal y Forense otorgado por la Junta Nacional de Acreditación de los Estados Unidos de América (ANAB), que es el organismo de acreditación más grande de América del Norte, con presencia en más de 75 países, todo ello al realizar gestiones exitosas que le permitieron contar con el apoyo de la Oficina Internacional de Asuntos Antinarcóticos y Procuración de Justicia (INL) del Departamento de Estado de los Estados Unidos de América, todo ello sin dejar de reconocer al gran equipo de trabajo que ha hecho posibles todos esos resultados, pues la Dirección de Investigación Pericial, si bien es cierto, ha sido liderada por un hombre profesional en toda la extensión de la palabra, con altitud de miras y con un gran compromiso y enorme sentido de responsabilidad, también lo es que contó con el respaldo de un equipo de profesionales de la investigación forense, peritos y personal administrativo de las diversas áreas que han estado a la altura de las circunstancias y demostrado también una gran calidad en el desempeño profesional.

La investigación pericial o forense constituye un pilar imprescindible de la procuración e impartición de justicia, es lo que le da solidez científica a la investigación que realiza día con día el Ministerio Público, sin esta actividad y el aporte científico multidisciplinario que ofrece desde muy diversas disciplinas como la medicina legal, genética forense, química forense, documentoscopía, grafología, lofoscopía, odontología forense, antropología, entomología, informática forense, balística, toxicología, psicología forense, entre otras ramas, no sería posible el esclarecimiento de los hechos y el combate a la impunidad; definitivamente sin la función forense no existiría la procuración de justicia y de ahí la importancia de contar con las mejores personas y lo mejores recursos para poder desempeñar esa función.

Toda una Institución, es como me puedo referir a mi buen amigo, el Doctor Jorge Sosa, ejemplo y modelo a seguir en el servicio público, un hombre entregado a su responsabilidad, que la cumplió cabalmente y que termina un largo y fructífero camino laboral en el que ha dejado un legado digno de reconocerse, una persona con quien tuve el honor de compartir la responsabilidad del servicio público, de quien me siento orgulloso al haber sido testigo de que cuenta con el reconocimiento de instituciones y personalidades en el ámbito local, pero también en el nacional e internacional de las ciencias forenses.

Le deseo todo lo mejor en los proyectos que siguen, es una persona que aún tiene mucho que aportar a la sociedad y estoy seguro que desde cualquier trinchera en que se encuentre será un referente importante de servicio y de entrega. Enhorabuena estimado amigo, todo lo mejor para ti.

rurrutiav@urrutiaconsulting.com.mx