Ya suman dos los integrantes de un grupo de la delincuencia organizada que fueron detenidos por agentes de la PDI, luego de ser identificados como los responsables de quemar con una bomba “molotov” una camioneta que estaba estacionada en calles del fraccionamiento Rodolfo Landeros Gallegos.
Los dos sospechosos que ya se encuentran recluidos en el Centro Penitenciario Estatal de Aguascalientes, fueron vinculados a proceso por un juez de Control y Juicio Oral Penal del Primer Partido Judicial con sede en la ciudad de Aguascalientes, por el delito de daño en las cosas doloso.
De igual forma, se les impuso la medida cautelar de prisión preventiva y se dio un plazo de 60 días para el cierre de la investigación complementaria.
Fue durante la madrugada del miércoles 17 de abril del 2024, que los dos individuos acudieron a un domicilio ubicado en el fraccionamiento Rodolfo Landeros Gallegos y de manera intencional incendiaron una camioneta Jeep Patriot, color negro y con placas de circulación de Aguascalientes, la cual se encontraba estacionada.
Al iniciar las investigaciones los agentes del Grupo Antinarcóticos de la PDI, detectaron a través de unas cámaras de seguridad, que los sospechosos habían escapado en una motocicleta, la cual, al momento de ser rastreada, se logró identificar al propietario.
Durante las investigaciones, se descubrió que los dos sujetos están relacionados con una célula de la delincuencia organizada que opera en Aguascalientes.
Mediante una serie de operativos que se llevaron a cabo en la colonia Insurgentes y en el Infonavit Pilar Blanco, los agentes del Grupo Mandamientos Judiciales de la PDI lograron la captura de los dos sospechosos, a quienes se les cumplimentó una orden de aprehensión girada en su contra.