Iris Velázquez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- El uso de cubrebocas en menores de 6 años en el regreso a clases en el contexto de la pandemia por Covid-19 es un debate que no termina de zanjarse.
Los lineamientos de la Secretaría de Educación Pública (SEP) sobre el uso de cubrebocas, en concordancia con el planteamiento de la OMS y el Fondo de la ONU para la Infancia (UNICEF), no exigen su uso en menores de 6 años y niños o adolescentes con algún tipo de discapacidad.
Sin embargo, el lineamiento se opone a la postura de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés), que en su guía para el uso de mascarillas, aconsejan utilizarlo desde los 2 años.
Algunos colegios de preescolar, en apego a la recomendación de la SEP, informaron a padres de familia que no es necesario que menores de 6 años usen cubrebocas, lo que ha generado discusiones entre padres de familia y directivos.
Eso ocurrió en el Colegio Eton de la Ciudad de México, en donde “Zianya”, una madre de familia que se reserva su identidad, decidió dar de baja a sus hijos de esta institución porque no le garantizaban que los demás alumnos utilizaran esta protección.
“Esta escuela es como la segunda más cara en la Ciudad de México, pero nos dijeron que ellos tienen un asesor y les dijeron que no es necesario, y que los niños como son muy chiquitos no lo saben usar y va a ser peor. Una de las mamás incluso les hizo una presentación en Power Point con todos los artículos que dicen que los niños a partir de dos años pueden y deben usar cubrebocas y los riesgos”, contó.
“Ellos dicen que no, que van a tener los salones ventilados y las puertas abiertas, pero que ellos no lo van a usar. Una de las explicaciones que dieron, es que se van a quitar el cubrebocas, y alguien se lo va a tratar de llevar a la boca y se van a ahogar.
“Dicen (en el Colegio) que es más riesgo que lo usen a que no lo usen. Lo que está muy triste es que varias familias que se quieren cuidar y que no quieren que sus hijos se enfermen, que tienen factores de riesgo dijeron: ‘No los vamos a mandar’ y no hay una modalidad virtual para ellos, y eso que pagamos una colegiatura altísima”, lamentó quien había inscrito a sus hijos en el plantel de Lomas de Chapultepec.
Laura Ramírez, directora de Activación de Agentes de la organización Mexicanos Primero, apuntó que aunque la SEP ajustó y mejoró los lineamientos sobre el uso de la mascarilla en el retorno presencial a clases, aún pueden mejorarse.
“Necesitamos protocolos mucho más concretos que hablen por ejemplo, cómo funciona el tema de la ventilación, qué se necesita para que las niñas y los niños estén seguros en la escuela, que las ventanas se puedan abrir. Hemos hecho mucho énfasis en el tema de los cubrebocas”, expuso.
“Se corrigió, afortunadamente, porque todo el año pasado y parte de éste, decía que los chicos o las chicas podían acudir a la escuelas con un cubrebocas o pañuelo, se eliminó la parte del pañuelo, lo cual es un gran avance, pero es muy importante también en este momento a las familias cuáles son los cubrebocas que sí funcionan. No es cualquier cubrebocas, los expertos han hablado de desventajas de los caseros”, agregó.

Sugerencias
Las instrucciones para la elaboración de cubrebocas de tela caseros incluidas en la “Guía para el Regreso Responsable y Ordenado a las Escuelas. Ciclo Escolar 2021-2022” piden:
-Usar tela de algodón.

Los CDC especifican:
-Que las mascarillas de tela tengan varias capas de tejido transpirable y apretado.
-Que incluyan alambre sujetador en la nariz que la tela bloquea el paso de la luz.
Los CDC y la SEP prohíben:
-El cubreboca con válvula de respiración o ventilación.
-Utilizar mascarilla N95, al ser considerado para el uso está exclusivo del personal de salud.