Necaxa tendrá la oportunidad de coronarse campeón este fin de semana en la categoría Sub 17 si es que logran vencer al equipo sorpresa de la categoría, Puebla, que terminó eliminando a los mejores equipos de la etapa regular para instalarse en el partido más importante de la temporada. Hoy en punto de las 11:45 de la mañana en el Estadio Cuauhtémoc se vivirá el primer episodio de la gran final con dos equipos que hicieron grandes méritos para estar cerca de la gloria y demostrar que se trabaja bien en sus fuerzas básicas.
Los Rayos lograron su pase a la gran final de forma dramática al tener una semifinal muy peleada ante Toluca. Los mexiquenses lograron irse arriba en el marcador en dos ocasiones en el juego de vuelta en Casa Club Necaxa y que por el gol de visitante obligaba a los rojiblancos a anotar dos goles. Con gol de último minuto desde el tiro de esquina por parte del capitán Alfredo Gutiérrez, terminó siendo suficiente para ganar el partido y el global 3-2 para conseguir el pase. Del lado poblano las cosas estuvieron más sencillas en el tema del sufrimiento; llegaron como víctimas ante el Atlas, pero en su casa lograron llevarse una ventaja de 4-2 para en la vuelta conseguir aguantar los embates rojinegros y aunque cayeron por 2-1 se llevaron el global con marcador de 5-4. .
En la temporada regular Necaxa finalizó en el cuarto escalón, mientras que Puebla fue el octavo, entre ambas escuadras solo hubo cinco unidades de diferencia. En el papel Necaxa arranca como favorito, pero Puebla eliminó al líder general Pachuca y al tercer puesto de la tabla Atlas, por lo que han mostrado un carácter de llamar la atención que los pone como un rival peligroso. Los Rayitos viajaron ayer por la tarde rumbo a Puebla y esta mañana buscarán un buen resultado de visitantes que sea manejable para la vuelta que será en el Estadio Victoria el próximo sábado al mediodía.