Roberto Mora Márquez, secretario general del Sindicato de Trabajadores de Autotransporte Urbano, afirmó que existe un programa de capacitación en educación vial, de carácter permanente, en el cual los choferes reciben adiestramiento acerca de los señalamientos viales, el conducir con precaución y los problemas de manejar bajo los influjos del alcohol y otras sustancias ilícitas; estos cursos se imparten con el apoyo de la Dirección de Tránsito.
Comentó que se capacitan de 25 a 30 operadores de manera semanal, y el objetivo es que todos tomen este tipo de cursos, ya que algunos desconocen muchos temas en materia de educación vial. Añadió que cursos similares se deberían de impartir a toda persona con licencia de manejo, “pues hay mucha gente que conduce una unidad y no sabe ni leer o escribir”.
Mora Márquez destacó que estos cursos de capacitación se imparten cada sábado; añadió que con anterioridad lo choferes han participado en talleres de relaciones humanas, en los cuales se les instruyó acerca de la importancia de la familia, así como de darle un buen trato al prójimo.
En este sentido, reconoció que sería importante que los urbaneros tomen otro tipo de cursos, como en primeros auxilios, ya que carecen de conocimientos mínimos en la materia, y en caso de presentarse algún incidente por un choque o causas naturales (un infarto), los operadores pueden ser un primer contacto en este tipo de situaciones.
Para concluir, el secretario general del Sindicato de Trabajadores de Autotransporte Urbano reconoció que nunca se ha abordado este último tema con los concesionarios, pues aun cuando no son frecuentes, “sería benéfico, dado que se está expuesto a que alguno de los pasajeros presente algún problema, y pudiera aportar algún primer auxilio”.