Benito Jiménez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- La Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) admitió el uso del sistema Pegasus, pero descartó que se haya utilizado en este sexenio del Presidente Andrés Manuel López Obrador.
En un comunicado, también explicó que no se utiliza inteligencia militar contra ciudadanos, periodistas o activistas.
«En relación con la contratación del servicio Pegasus, esta se realizó del 27 de junio de 2011 al 24 de agosto de 2013 y fue empleado única y exclusivamente para mantener la seguridad y capacidad operativa del Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos, mediante acciones de inteligencia, información que se ha hecho pública», detalló la institución.
El informe, donde se especificó el tipo de inteligencia militar que se utiliza, fue solicitado ayer por el Presidente Andrés Manuel López Obrador, tras ser cuestionado sobre la contratación de este software en 2019.
Por ello, la Sedena expuso que, de conformidad con las misiones establecidas en la Ley Orgánica del Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos, y al Quinto Transitorio de la Reforma Constitucional en materia de Guardia Nacional y Seguridad Pública, el Ejército y Fuerza Aérea Mexicanos están facultados para realizar actividades de inteligencia durante el desarrollo de operaciones en contra de la delincuencia organizada.
«En estas operaciones se prioriza la inteligencia sobre el uso de la fuerza, para garantizar un mayor margen de seguridad en la actuación de las tropas y otras fuerzas de seguridad pública y a la vez, reducir el índice de letalidad, privilegiando en todo momento la seguridad de la población», argumentó.
La dependencia informó que gracias al uso de esa inteligencia en la presente administración ha logrado la detención de 13 operadores relevantes y 115 generadores de violencia de diferentes organizaciones delictivas.
El instituto armado reconoció que cuenta con un sistema de inteligencia militar con recursos humanos y herramientas tecnológicas, como los sistemas de vigilancia aérea, de encriptado, de imágenes satelitales (localización de plantíos de enervantes y afectaciones del Plan DN-III-E).