CDMX.- Kevin Spacey reveló en el programa «Piers Morgan Uncensored» que ha quedado financieramente exhausto tras enfrentar numerosas acusaciones de agresión sexual y conducta inapropiada.
El actor explicó que ha gastado su fortuna en honorarios legales y, debido a esto, pronto perderá su casa en Baltimore, que será vendida en una subasta. «Esta semana el lugar donde he estado viviendo está siendo embargado», confesó Spacey, quien ha vivido allí desde que comenzó a filmar «House of Cards» en 2012.
Spacey, que ha comenzado a retomar algunos proyectos cinematográficos, como el filme italiano «The Contract», todavía enfrenta deudas significativas. «Todavía debo mucho… Son muchos millones», compartió.
A pesar de haber estado cerca de la quiebra en varias ocasiones, ha conseguido mantenerse a flote hasta ahora. El actor no está seguro de dónde residirá tras la venta de su actual hogar. (Staff/Agencia Reforma)