Staff
Agencia Reforma

TIJUANA, BC.- Alexis e Itzel decidieron cambiar juguetes por comida para ayudar a su madre, quien fue despedida de su centro de trabajo debido a la emergencia sanitaria por Covid-19.
Yessel Ortiz, madre de los pequeños, lleva más de un mes sin ingresos y debe mantener también a los abuelos.
La imagen de los niños con el cartel “Cambio juguetes por despensa” en una colonia popular de esta ciudad fronteriza, se hizo popular en redes sociales y la sociedad tijuanense se volcó a llevarles alimentos.
Tijuana rebasó ya los 700 contagios confirmados, pero conforme el modelo centinela que multiplica los casos por 8, en realidad podrían ser más de 5 mil.