Debido a que defraudó a varias personas con un viaje a Puerto Vallarta, Jalisco, la propietaria de una agencia de viajes fue detenida por agentes de la Fiscalía General del Estado en cumplimiento a una orden de aprehensión que fue girada en su contra.

Se trata de quien fue identificada como Jennifer Pamela N., a quien un juez de Control y Juicio Oral Penal del Primer Partido Judicial con sede en la ciudad de Aguascalientes, la vinculó a proceso por el delito de abuso de confianza, además de que dio un plazo de 90 días para el cierre de la investigación complementaria.

Cabe d3estacar que la imputada podrá llevar a cabo su juicio en libertad, pues se le impusieron ciertas medidas cautelares, como es el presentarse periódicamente ante la Unidad Estatal de Medidas Cautelares, además de restringir sus salidas del estado de Aguascalientes.

De acuerdo a la carpeta de investigación que fue iniciada por el agente del Ministerio Público de la Unidad de Trámite Común de la Fiscalía General del Estado, Jennifer Pamela es propietaria de una agencia de viajes que se localiza en la avenida Canal Interceptor, a la altura del fraccionamiento San Cayetano.

Durante el pasado mes de noviembre del año 2023, fue contactada por varias personas con el objetivo de adquirir un paquete vacacional con destino a Puerto Vallarta, Jalisco.

Este paquete de viaje comprendería del 21 al 25 de abril del 2024, además de que por el costo, tendría todas las comodidades incluidas, como eran el hospedaje y la alimentación.

En total fueron cuatro las personas que terminaron de pagar el costo del viaje y el cual contemplaba a ellos y a sus familiares. Sin embargo, al llegar la fecha señalada, Jennifer Pamela  únicamente les proporcionó un código de reservación de hospedaje, con el cual accederían al paquete contratado.

Pero cuando llegaron a Puerto Vallarta y se dirigieron al hotel donde se hospedarían, fueron informados que no tenían registradas las reservas, pues el pago jamás se había realizado.

Ante tal situación pidieron una explicación a Jennifer Pamela, quien nada pudo resolver y posteriormente cortó toda comunicación con los afectados.

Cuando decidieron acudir a la agencia de viajes para solicitar el reembolso, se dieron cuenta que el local ya estaba cerrado. Al no tener más alternativa, fue que presentaron una denuncia penal en contra de la imputada por el delito de abuso de confianza, siendo detenida por agentes del Grupo Mandamientos Judiciales de la PDI en cumplimiento a una orden de aprehensión.