Un joven de 25 años de edad fue detenido por elementos de la Policía Estatal al ser acusado de pretender abrir un automóvil. Al detenerlo, fue sorprendido también en poder de Clonazepam líquido, por lo que fue trasladado ante la Fiscalía General del Estado.
Lo anterior sucedió mientras oficiales, al realizar sus labores de patrullaje en calles del fraccionamiento Cumbres, en determinado momento observaron a una persona que les hacía señas solicitando su intervención, por lo que detuvieron su marcha para indagar lo que acontecía. Así, los policías fueron informados que instantes antes un sujeto intentaba abrir un auto Volkswagen y al ser sorprendido huyó corriendo.
Conociendo las características físicas del presunto ladrón, los oficiales recorrieron la zona y a unos metros de distancia observaron a un individuo que coincidía plenamente con los rasgos descritos, el cual al percatarse de la presencia policial cambió de rumbo intempestivamente y comenzó a correr.
Sin embargo, los oficiales le dieron alcance a quien dijo llamarse Luis Fernando, mismo que al ser sometido a una inspección corporal lograron asegurar entre sus pertenencias, un envase con 10 mililitros de Clonazepam líquido.
Finalmente, Luis Fernando fue detenido y puesto a disposición de las autoridades correspondientes en la Fiscalía General del Estado.