Staff
Agencia Reforma

CDMX.- La Auditoría Superior de la Federación sigue encontrando irregularidades y desfalcos en la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (Conade).
Conforme a la revisión de las cuentas del segundo semestre de 2019, en particular a los recursos del extinto Fondo para el Deporte de Alto Rendimiento (Fodepar), se hicieron cuatro observaciones a este fideicomiso.
Entre los señalamientos se encuentran la creación del denominado «analista técnico administrativo», la contratación de personas que no cubren con el perfil para ser entrenadores y aún así fueron beneficiados por el Fodepar y poca claridad en la canalización y comprobación de recursos a federaciones deportivas nacionales.
Ana Guevara, titular de la Conade, avaló la creación de los denominados analistas técnicos en sustitución de los metodólogos, personas que fungían como enlaces con los deportistas y las federaciones y que a decir de ella generaban más burocracia y triangulación.
En la auditoría al primer semestre de 2019, la ASF detectó irregularidades en agravio de la Conade por un monto de 50.8 millones de pesos y de los segundos seis meses de ese año se estima una afectación de alrededor de 100 millones de pesos, de acuerdo con la revista Proceso.
La Subdirección de Calidad para el Deporte, a cargo de Óscar Juanz, quien relevó en el cargo a Israel Benítez, señalado por diversas irregularidades en la auditoría del primer semestre de 2019 y destituido por lo mismo, tiene hasta el 4 de diciembre para solventar las cinco observaciones que fueron hechas en total del segundo semestre.