Aun con la reactivación laboral que se ha tenido en Aguascalientes, se siguen presentando hechos delictivos del fuero común y se debe cuidar que éstos no se conviertan en un lastre para la sociedad ni para la economía. Así lo consideró el presidente de la Confederación de Colegios y Asociaciones de Abogados (Concaam), Sergio Delfino Vargas.
Aguascalientes, agregó, es uno de los estados que en el país se distinguen en cuanto al tema del robo en sus distintas modalidades, a casa habitación, a comercios, a transeúntes y de vehículos; y si las autoridades proporcionan alguna cifra, se debe multiplicar por aquellos hechos que por falta de confianza en que la autoridad dé con los responsables, simplemente no se denuncian.
Inclusive, las autoridades estatales han reconocido un incremento en este tipo de hechos delictivos y si no se logra activar el empleo y ocupar a la gente, se provocará que haya quienes se sumen a las filas del delito para solventar el sustento, pues “a boca de jarro, hasta el más justo peca”.
Refirió que además del robo, también se debe poner especial atención en otro tipo de delitos como el fraude o abuso de confianza, que también es una modalidad para quitar el patrimonio ajeno, “hay que estar muy al tanto de los delitos patrimoniales”.
Esto porque a consideración del abogado, es uno de los riesgos a los que está sujeta la sociedad ante la pandemia que se ha alargado y al menos, hasta que no haya tranquilidad en esto, la incertidumbre económica tampoco tendrá calma y las estadísticas de delitos comunes también se mantendrán oscilantes, pues el robo de casas y negocios está a la orden del día y los ladrones de autos han estado al acecho en esta entidad.

UN DATO…
En días pasados, el secretario general de Gobierno, Juan Manuel Flores Femat, dio a conocer que se tenía una tendencia de aumento en estos delitos del 14% en el mes de julio.