Selene Velasco
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.- Pese a que la Organización Mundial de la Salud (OMS) pidió cancelar las fiestas navideñas ante la rápida propagación de la variante Ómicron en el mundo, la Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum, descartó cancelar festejos decembrinos en la Ciudad de México, como la feria en el Zócalo.
Detalló que la razón principal es que en la Capital no hay indicios de que la pandemia por Covid-19 se haya agravado.
«No habrá suspensión de actividades, como siempre vamos a ser responsables; en caso de que veamos que aumentan los contagios, hospitalizaciones, daremos todas las orientaciones a la población.
«No hay ningún indicador en la Ciudad en este momento que nos alerte de que se está incrementando los contagios», destacó la Mandataria.
Indicó que basan su estrategia actual ante la contingencia en la vacunación y aplicación de dosis de refuerzo entre personas mayores de 60 años como factor principal.
Y ante la información que han brindado autoridades de salud sobre los contagios con la nueva variante que se han registrado entre personas que ya estaban vacunadas, la Jefa de Gobierno pidió esperar la información de la Secretaría de Salud, pero arguyó que han aumentado los contagios, más no las personas que llegan a nosocomios o las muertes.
«Yo preferiría que lo explicara la doctora Oliva (López, titular de Salud), pero, si ustedes ven los indicadores a nivel internacional, aun cuando aumenta de manera muy importante el contagio, el número de personas que lamentablemente fallecen o se hospitalizan no aumenta en la misma intensidad.
«Entonces es importantes seguir teniendo cuidados, pero hasta ahora no vemos nada que nos diga que nos alerte para tomar alguna medida», explicó la Mandataria.
La Jefa de Gobierno adelantó que la siguiente semana seguirá la campaña de vacunación para personas de 60 años y para enero será la de segundas dosis para personas de 15 a 18 años de edad.

¡Participa con tu opinión!