MONTERREY, NL.- Además de confirmar que Vicente Fernández Jr. quedó legalmente divorciado de Karina Ortegón, el abogado Guillermo Pous declaró que las pruebas que la demandante presentó son falsas.
Ortegón mostró fotografías en las que aparecía con moretones en su cuerpo por el supuesto maltrato al que fue sometida durante el tiempo que estuvo casada con el hijo de Vicente Fernández, a quien se unió legalmente en 2017.
Pero una empleada de su spa, presentada como su testigo, dio una versión diferente sobre los moretones de Karina.
“Cuando se presenta a hacer sus comentarios en relación con esta prueba, lo que menciona (la empleada) es que esos moretones eran habituales que los tuviera de manera reiterada la señora Ortegón, porque eran ocasionados por los masajes reductivos a los que se sometía y además a las inyecciones a las que estaba acostumbrada a ponerse por cuestiones estéticas”, indicó Pous.
De esta forma, agregó el abogado, se acredita que es falso lo que dice la demandante y no tiene pruebas de una situación que jamás existió.
Respecto a la acusación de Ortegón hacia su cliente sobre los supuestos tocamientos a su hija, el abogado aseguró que la imputación es falsa.
“Nuestra consideración es que ahora, lamentablemente, la señora Ortegón utiliza a su hija como anzuelo o como carnada para continuar atacando a don Vicente, ya que no le quedaba otra alternativa de todas las mentiras que ha dicho.
“Una vez que se resuelva y tengamos el no ejercicio de la acción penal de estas dos denuncias (contra su cliente) tendrá mucho más elementos don Vicente para una demanda por daño moral por la vía civil y administrativa”, declaró el litigante. (Lorena Corpus/Agencia Reforma)