Isabella González Von Hauske 
Agencia Reforma

CDMX.- El Gobierno de México defendió el asilo a los ex funcionarios de Evo Morales que se encuentran resguardados en la Embajada y la Residencia de México en Bolivia, quienes tienen órdenes de aprensión en su contra.

El director general de Organismos y Mecanismos Regionales Americanos de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Efraín Guadarrama, indicó que de acuerdo con las Convenciones de La Habana, Montevideo y las dos de Caracas, corresponde al Estado asilante la calificación de la naturaleza del delito o de los motivos de la persecución.

Esto luego que autoridades de Bolivia pidieron a México entregar a los ex funcionarios resguardados en las sedes diplomáticas en La Paz.

«En cualquier caso será respetada la determinación del Estado asilante de continuar con el asilo y exigir el salvoconducto para los perseguidos», aseveró.

«El Ministerio de Relaciones Exteriores notificó a nuestra Embajada de las órdenes de aprehensión después de que el Estado mexicano les otorgara el asilo».

El funcionario señaló que México siempre ha sido objeto de presiones cuando ha protegido a perseguidos.

«Cuando México ha brindado protección a perseguidos en el pasado, siempre ha sido objeto de presiones por parte de dictaduras (Argentina, Chile, Nicaragua, Uruguay, etc.). Sin embargo, la amenaza de ingreso como la que ahora vivimos en La Paz no tiene precedente», expresó.

En la Embajada y en la Residencia de México se encuentran nueve ex funcionarios del Gobierno de Evo Morales, desde el pasado 10 de noviembre, cuando tras un golpe de Estado, Morales renunció a la Presidencia de Bolivia.

Entre ellos se encuentra Juan Ramón Quintana, ex Ministro del Interior, quien fue acusado por sedición y terrorismo el pasado 26 de noviembre por el Gobierno interino de Bolivia.

¡Participa con tu opinión!