Delia Juárez
Agencia Reforma

CIUDAD DE MÉXICO.-El dirigente nacional del PAN con licencia, Marko Cortés, rechazó ayer que en Guanajuato se haya pactado con el crimen organizado.
Por el contrario, señaló, es Morena el que ha estado pactando con la delincuencia en todo el país, contrario a los señalamientos del Presidente Andrés Manuel López Obrador.
“El único estado que ha dado resultados, que se ha comprometido en el combate contra la inseguridad y la delincuencia organizada es Guanajuato. El único líder de un grupo criminal que ha sido detenido es ‘El Marro’ de Guanajuato, esto demuestra que hay resultados, aquí se está combatiendo”, dijo Cortés.
Recientemente López Obrador declaró que la violencia en esa entidad, gobernada por el panista Diego Sinhue Rodríguez, es a causa de una alianza con el crimen organizado.
“Nosotros hemos señalado en la OEA (Organización de los Estados Americanos) que pareciera que en esta elección del 2021 el Gobierno morenista pactó, consintió con el crimen organizado y tenemos muchos elementos para poderlo decir, que en casi todo el territorio nacional los grupos delictivos estuvieron apoyando a los candidatos de Morena”, señaló Cortés en Guanajuato, donde se reunió con panistas con la intención de conseguir firmas para continuar al frente del PAN.
En cuanto a la insistencia de López Obrador por remover al fiscal de Guanajuato, Carlos Zamarripa Aguirre, el panista indicó que el Presidente debe respetar la autonomía de los estados.
“El Presidente tiene que respetar la autonomía de los estados y brindar todo el apoyo en materia de seguridad y más recursos a todas las entidades federativas, es lo que debería de hacer el Presidente”, dijo.
Sobre los señalamientos del mandatario federal acerca de la presencia del Yunque panista en la entidad, respondió que en el PAN caben todos.
“En el PAN caben todos, los que piensan de una manera y de otra, siempre y cuando sean gente buena, honesta, echadas para adelante y que quieren que las cosas cambien en México. Aquí en el PAN son bienvenidos todos los mexicanos, que tengan o no tengan una religión, con cierta creencia o preferencia, todos son bienvenidos”, dijo.