De la mano con la comunidad Huichol en Aguascalientes, la joven Laura Ruvalcaba se ha convertido en una intermediaria para que el arte mexicano esté logrando aceptación al por mayor a nivel internacional. Lo que comenzó con un proyecto altruista con la comunidad “Huichol”, hoy es una realidad, siendo además partícipe de la pasarela más importante a nivel mundial como lo es la “Fashion Week”.
La joven ha logrado ingeniosamente ofrecer arte bordado a mano en cualquier parte del país, lo que también le ha permitido relacionarse en el extranjero, a tal grado de abrir mercados como Roma, París, Nueva York, Milán y Tokio. Tuvo la oportunidad de participar en una pasarela bajo la temática de la preservación ambiental, en la cual demostró 10 piezas entre arte huichol y otomí, principalmente, exhibiendo así el potencial de los artesanos con los que cuenta la entidad y el país.
Hoy en día y gracias al alcance de las redes sociales, Laura ha logrado consolidar su proyecto, del cual también se benefician los artesanos locales, poniendo además en alto el nombre de Aguascalientes. Derivado de los elogios por las prendas exhibidas, también ha tenido la oportunidad de participar en una de las sedes de la ONU, ubicada en Vietnam. Su objetivo es consolidar su proyecto y continuar impulsando el arte plasmado en textil.
“Parte del proyecto es el poderles explicar a las personas que adquieren una pieza el significado que hay detrás, lo que están portando. Cuando la gente toma la pieza es llevar arte consigo”, destacó.